"No temas"

Viernes 6 de Enero, 2017.

Nuestro Pan Diario
“No temas”
(Por: CF Jara)

Versículos para hoy: Mateo 5
«Mirad las aves del cielo que no siembran, ni siegan, ni recogen en graneros y vuestro Padre celestial las alimenta. ¿No valéis vosotros mucho más que ellas?» (Mateo 6:26)

La Biblia en un año, lectura para hoy: Génesis 5 y 6

Las organizaciones mundiales de salud reportan que durante los tiempos de la Navidad y el fin de año, una inmensa cantidad de hombres y mujeres alrededor del mundo, presentan cuadros emocionales de depresión aguda. Señalan así mismo que las razones son innumerables. Y entre las cosas que llaman más la atención es que un importante porcentaje de cristianos-evangélicos están entre aquellos con esos estados depresivos.

Las razones para ello son muchísimas, empezando por la falta de dinero, trabajo, salud, soledad, divorcio, muerte de un ser querido, traiciones, sentimiento de culpabilidad, poca autoestima, desconfianza en el futuro, falta de fe, experiencias dolorosas no curadas, amarguras, falta de perdón, ingratitud, etc., etc., razones presentes en aquellos que no conocen de Jesús, pero dolorosamente también en los que lo confiesan como su Señor y Salvador. Y cuando hacemos la pregunta de cajón de porqué hay creyentes deprimidos, las respuestas varían desde la falta de constancia en la lectura y el estudio de la Palabra, vidas de oración débiles o inexistentes pero también liderazgos pastorales y ministeriales que no cumplen con su llamado principal de cuidar la grey del Señor.

Dios previó esto, por ello hizo incluir en Su libro 365 mensajes-promesas diferentes, un mensaje para cada día de que Él nos cuidará, proveerá, sanará, guiará, defenderá y guardará. Si Dios viste primorosamente a las aves, las flores, los animales, los cielos, las montañas, cuanto más lo hará con nosotros a quienes Él mismo nos llama “Sus pequeñitos”.

Pero para superar esos estados de depresión, es necesario que volvamos los ojos al Hacedor de nuestros días, que doblemos las rodillas y nos postremos humildes y confiados ante Su Gracia Redentora que hace todas las cosas de nuestra vida nuevas. Y que luego de reconciliarnos con Él, nos mantengamos fieles en la oración constante, perseverando en lectura y estudio de Su Palabra y congregándonos fielmente en Su casa. Solo así podremos salir victoriosos de la estrategia más implacable del enemigo, que es hacernos sentir inmerecedores de la vida victoriosa que ya nos dio Jesús.

Oración: Señor mi Dios, necesito aprender más de Tí, necesito aprender cómo Tú cuidas de mi. Si una puerta se cierra, otra se abrirá porque Tú cuidas de mí. Tú me tienes bajo la sombra de Tus alas, y yo no ando solo. No estoy solo porque Dios cuida de mí. Quiero hacer de Ti la dirección de mi vida, porque Tú me sostendrás, Tu vara y Tu cayado me infundirán aliento. Tú estás conmigo, no sentiré ni miedo ni temor, porque Tu amor me sostiene, me da vida y me llevará a donde Tú has prometido, en el nombre de tu Hijo amado Jesucristo oro, amén.
-CF Jara-

La gloria es solo de Cristo Jesús
DIOS te bendiga.
Encuentre más lecturas edificantes en Nuestro Pan Diario
http://www.ministeriosishunejar.com

Comments